Un presunto huachicolero murió ahogado dentro de su propia toma clandestina cuando pretendía sustraer el hidrocarburo y llenar sus garrafones para su posible venta.

En el video se observa a un hombre flotando dentro de un gran charco de gasolina, se presume que se desmayó por los gases que emanaba el combustible para posteriormente morir ahogado en ese mismo lugar.

Hasta el momento no se han dado a conocer más datos del cuerpo y del sitio exacto de la “ordeña”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *