Un grupo de directoras de 10 estancias infantiles de León hicieron un llamado al gobierno federal para que reconsidere darles los apoyos a través de Sedesol de lo contrario los orillará a cerrar las mismas.

La directora de la estancia infantil Interbecas, Gabriela Camarillo, dijo que sus estancias son evaluadas contantemente, esta transparentado la utilización de los recursos, y que operan en zonas vulnerables.

Dijo que a diferencia de las estancias infantiles cedidas a las hijas, esposas o conocidas de los diputados y que en ocasiones son fantasmas han ocasionado que todas sean medidas con la misma vara por el gobierno federal.

“Nuestras estancias no son como las otorgadas a las esposas, hijas o conocidas de los diputados, que en ocasiones son fantasmas, a nosotras nos evalúan siempre, y también tenemos que cumplir un sin fin de requisitos a fin de que podamos recibir el recurso”, apuntó.

CAPACITADAS

Camarillo manifestó que en las estancias infantiles se cuenta con docentes especializadas, tienen certificaciones de primeros auxilios pediátricos, y el 70% del apoyo que les otorgaba el gobierno federal era para el pago de las docentes, así como para darles de comer a los menores de 0 a 2 años 11 meses que sus padres llevan a la guardería porque ambos trabajan.

Explicó que los padres solo pagan 50 a 175 pesos cada semana para que les cuiden a sus bebes, ya que a través del apoyo que entregaba gobierno federal se subsanaba el 70% del pago.

La directora explicó que el retirarles este recurso las instancias tendrían problemas financieros que no podrían subsanar, por lo que su cierre sería inevitable. Indicó que desde enero el recurso ya no llegó y ya comenzaron a tener problemas para cubrir los sueldos de las docentes y cocineras.

Aseguró que de ninguna manera son “vampiros para chupar el presupuesto”, sin embargo necesitan este para poder existir y brindar el servicio a las madres que más lo necesitan al ser de escasos recursos en su mayoría.

En Guanajuato existen 467 guarderías que recibían apoyos federales a través de la Secretaría de Desarrollo Social (SEDESOL) y las que verían afectadas por los recortes.

MUERTES

Las directoras reclamaron que por esta decisión de retirarles el apoyo ya han muerto tres encargadas de estancias infantiles en el país (Hidalgo, Michoacán y Puebla), a consecuencia de la presión, les dio un infarto que las llevo a muerte.

 

Comentarios