Los riesgos de una dieta extrema

Captura de pantalla 2014-07-22 a las 16.44.00

La mejor forma de prevenir y evitar la anorexia o la bulimia -trastornos en la alimentación que pueden producir incluso la muerte- es que quienes deseen bajar de peso o mantenerse delgados acudan con especialistas en nutrición, señaló Miguel Bonilla Hernández, nutriólogo de la Unidad de Medicina Familiar No. 51, del IMSS en Guanajuato.

Sólo los profesionales pueden indicar una dieta adecuada a su edad y talla, de acuerdo a su actividad física, que contenga las kilocalorías que necesita e integre cantidades suficientes de nutrientes como hidratos de carbono, proteínas, grasas vitaminas y minerales.

Señaló que estos trastornos de la conducta alimentaria tienen un alto contenido psicológico, ya que estar delgado se convierte en una obsesión.

«Para bajar de peso se llega al extremo incluso de dejar de comer lo mínimo indispensable para estar bien nutrido—anorexia–, o en el caso de la bulimia los alimentos son expulsados mediante vómito o con el uso de laxantes, por lo que no llegan a proveer de las proteínas, vitaminas y minerales necesarios para la vida».

«Además del deseo de estar delgado, se suma el estrés generado por problemas de familia o ante el rechazo a no ser aceptados socialmente, debido a que tener un cuerpo esbelto: sinónimo de éxito y atractivo sexual», indicó.

Ello genera un intenso miedo a subir de peso y de manera paralela inseguridad en sí mismos, especialmente entre las jovencitas de doce a catorce años, precisó.

También te puede interesar:  CONFIRMA ALCALDE SE CANCELA EL NUEVO MUSEO DE LAS MOMIAS

Por estas razones es muy importante que los familiares de los jóvenes estén al pendiente cuando éstos tengan una súbita pérdida de peso en exceso. Aunado a una mayor sensibilidad al frío, irritabilidad, insomnio, tristeza y sentimientos de odio a sí mismos; además de conductas extrañas como demasiado interés en encontrar maneras para bajar de peso, rechazo a comer con la familia, entre otros síntomas.

Una de las primeras manifestaciones que tiene el organismo son: en las mujeres, trastornos en la menstruación; y en general, diarreas frecuentes y anemia. Se pueden tener pérdidas de vitaminas y minerales, potasio especialmente, que son causa de descompensaciones electrolíticas, que derivan en problemas al corazón. El diagnóstico oportuno ayudará a que un anoréxico o bulímico no llegue a presentar un estado grave de desnutrición.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.