CIERRAN ANEXOS POR AMENAZAS DEL CRIMEN ORGANIZADO

.

.

Luego de la matanza de 27 internos en un anexo en el municipio de Irapuato han cerrado un aproximado de 100 centros de rehabilitación en el Estado por el miedo de recibir ataques y otros porque operaban sin contar con los permisos.

El presidente de los Centros de Rehabilitación Unidos del Bajío (CRUB), Nicolás Pérez Ponce, dijo que después del ataque no ha pasado nada, no hay alguna protección en lo que continúan operando.

“Después de lo que pasó en Irapuato, de Celaya cerraron como 30 anexos por el temor, porque empezaron a decir que habían visto amenazas a los anexos”, apuntó.

Declaró que unos 30 anexos tenían amenazas de criminales por tener en estos centros a internos con problemas con grupos criminales.

Refirió que la están pasando muy mal porque los pocos que continúan abiertos tienen menos de la mitad de internos en los centros, por el miedo de ser atacados.

El presidente de los Centros de Rehabilitación Unidos del Bajío (CRUB), dijo que han tenido acercamientos con a las autoridades para que visiten los anexos para que se den cuenta de que no son los semilleros de delincuentes, como se aseguró en algún momento, pero no ha habido respuesta.

Indicó que hay un problema muy grave de drogadicción sin embargo las autoridades no tienen la capacidad para dar atención a los miles de adictos a alguna sustancia.

También te puede interesar:  SE FORTALECERÁ SAPAL CON ENERGIAS LIMPIAS

.

.

Tan solo en Irapuato han cerraron unos 80, y en los municipios de Silao, Salamanca y León, son unos 20 centros de rehabilitación que mejor cerraron sus puertas.