En México el color de piel determina si eres obrero o director, según el INEGI

Hace un par de días el INEGI (Instituto Nacional de Estadística, Geografía e Informática), dio a conocer su Estudio Módulo de Movilidad Social Intergeneracional (MMSI), el cual por primera vez incluyó preguntas sobre color de piel y oportunidades relacionadas a ese rasgo.

Pero el resultado incomodó y levantó la polémica sobre el grado de clasismo y racismo en México. Aunque no es una sorpresa que se venera la piel clara en publicidad, en la televisión y en muchos ámbitos de la vida nacional, el que una institución lo “oficialice” con un estudio que arroja datos inquietantes por supuesto que es motivo de análisis.

La encuesta utilizó una clasificación de tonalidades de piel que fue implementado para el Proyecto sobre Etnicidad y Raza en América Latina, (PERLA en inglés) y que clasifica la piel en 11 tonalidades en el que el entrevistado elige a cuál tonalidad pertenece.

En el rubro que el INEGI titula “Percepción de movilidad social por autoreconocimiento de color de piel”, el MMSI arrojó que sólo el 10 % de las personas que se autoclasificaron en las tonalidades de piel más clara no cuentan con algún nivel de escolaridad
, mientras que la cifra sube a 20.2 % (más del doble) para las personas que se autoclasificaron en las tonalidades de piel más oscura.

En el mismo, el INEGI informa que mientras más oscuro es el color de piel, los porcentajes de personas ocupadas en actividades de mayor calificación se reducen. Así, cuando los tonos de piel se vuelven más claros, los ocupados en actividades de media y alta calificación se incrementan.

Esto quedó claro con el tuit del titular del INEGI, Julio A. Santaella, que levantó la controversia y es que aunque está informando sobre los resultados, la forma en que está redactado no es muy conveniente.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.